anterior    aleatorio / random   autor / author   inicio / home   siguiente / next

      LA INVITADA

Tienes que detenerla
—dijo. Su voz temblaba
con pasión. Me gustaba
aquel temblor; el verla

actuar así, tenerla
cerca mientras mudaba
su gesto, confortaba.
Tienes que detenerla

—insistió. Ya es muy tarde,
no lo puedo evitar
—le respondí—, no hay nada

que hacer. En un alarde
teatral, fingió llorar
aunque reía, helada.

Jorge Valdés Díaz-Vélez


subir   poema aleatorio   Jorge Valdés Díaz-Vélez   siguiente / next   anterior / previous


Publicaciones del autor: Jardines sumergidos Editorial Colibrí, México, 2003. Adquiéralo aquí.