anterior    aleatorio / random   autor / author   inicio / home   siguiente / next

    SALUDO A FRANK McCOURT MIRANDO AL SHANNON

El Shannon no me mira,
en Limerick la luz se ha vuelto ausente,
pero sé que respira
cuando inclino mi frente,
que calla mucho más de lo que miente.

Sabes que éste es tu río
ahora que brillas en las avenidas.
Vente junto a mi frío,
que sé de despedidas,
también de alguna muerte y de más vidas.

Pero no me hagas caso,
que aprendí a estar contigo en lejanía,
en cualquier cielo raso
y con mucha alegría
siento a esa madre tuya toda mía.

La vida nos estruja,
luego nos acaricia con cariño,
nos quiere, la muy bruja,
nos toma con un guiño
mientras nos desampara como al niño.

Al niño que te habita,
al niño Frank y al niño de mil nombres,
agua maldibendita
para que nos asombres
con historias de madres e hijoshombres.

La ceniza germina,
fructifica del barro y la pobreza
porque nada termina.
Con mugrienta belleza
la vida nos golpea la cabeza.

Lo dijo un contraguapo,
adonis ceniciento y estevado,
hizo fulgor de harapo,
él no era alicortado,
nos inundó de polvo enamorado.

El Shannon me suscita
que la mortalidad nos eterniza,
que el polvo resucita
mientras Dios se desliza.
¡Cuánta ceniza, Frank, cuánta ceniza!

Beatriz Villacañas


subir   poema aleatorio   Beatriz Villacañas   siguiente / next   anterior / previous